El pasado 5 de noviembre, María Rosa Rotondo, socia fundadora de Political Intelligence y presidenta de APRI, participó en el evento «El nuevo talento para la nueva normalidad», organizado por Deusto Business School en el marco de la presentación del VIII Seminario de Asuntos Públicos y Relaciones Gubernamentales donde además se contó con la presencia de exministro de Fomento, Iñigo de la Serna.

De la Serna resaltó que, en el contexto actual de pandemia causante de grandes incertidumbres las empresas están buscando nuevas competencias en sus trabajadores en un momento en el que hay una clara aceleración en el proceso de digitalización de las compañías. En las empresas se le esta dando prioridad a las soft skills, destacando la búsqueda de personas que sean resilientes, con “liderazgo sistémico” debido a que las nuevas formas de teletrabajo requieren confianza, motivación y un alto grado de creatividad.

Para el ex ministro hay muchas oportunidades en el terreno digital, financiero, de recursos humanos, managment y en los consejos de administración de las empresas ya que muchas tendrán que transformarse.

Por otro lado, la presidenta de APRI, Maria Rosa Rotondo indicó que bajo el actual panorama de cambio y de incertidumbre, la consultoría de asuntos públicos esta creciendo. Para la presidenta de APRI la dificultad actual, no el aspecto empresarial sino la gestión de los recursos humanos. Recalcó la necesidad de incorporar profesionales cada vez más digitales, sobretodo en el sector de las relaciones institucionales donde “No existen barreras entre lo digital y la realidad”. Para Rotondo las conversaciones ahora mismo son más accesibles que nunca gracias a las redes sociales, “Ya no se puede trabajar en la profesión, si no se tienen en cuenta las redes sociales”.

La presidenta de APRI explicó que social listening es fundamental, pero «no todo lo que se dice en la conversación digital es verdad, se debe escuchar, analizar la conversación y separarla para luego integrarla en las estrategias de asuntos públicos«. En esta labor es fundamental alinear los interesas de las empresas con los intereses de los políticos, los cuales suelen estar alineados con los intereses de la sociedad. Por otra parte, subrayó que el profesional de los asuntos públicos debe tener conocimiento exhaustivo de la realidad y contexto político para identificar dónde pueden estar las barreras o frenos de los proyectos que promueve, » para trabajar en asuntos públicos se debe conocer el funcionamiento interno de la Administración».

La presidenta de APRI explicó que el estudio de la asociación sobre «La visión profesional de los asuntos públicos en las empresas» arrojó que el 94% de los encuestados consideraban que la función del profesional de los asuntos públicos era fundamental para mejorar el entorno de negocio en el que se mueven las compañías. Otro de los aspectos que se considera relevante de esta función es que mejora la relación entre las empresas y la sociedad civil con los partidos políticos. Además, se evidenció como ventaja la regulación de los grupos de interés que ayudan a fortalecer la democracia.

Los que nos dedicamos a este trabajo siempre hemos estado en la obligación de analizar la realidad para los clientes y ahora más que nunca somos conductores en la niebla ya que nadie ve nada debido a la incertidumbre”. Aquí el rol de los profesionales de asuntos públicos es especialmente importante porque a nadie le gusta conducir en la niebla y es adicionalmente difícil hacerlo, por lo que se debe tratar de percibir las señales para ayudar a nuestros clientes y empleadores para suministrarles información debidamente analizada que les sirva en la toma de decisiones

En cuanto a la implantación del teletrabajo en el sector de los asuntos públicos, explicó que el experimento masivo de teletrabajo ha mostrado que es una herramienta de flexibilización, pero tiene su ámbito de mayor aplicación. En un trabajo creativo como el de consultoría, la interacción del equipo es fundamental y es difícil de sustituir este aspecto. Lo digital está muy presente en lo público como medio de intercambio y los funcionarios del sector publico han trabajado de forma extraordinaria durante la pandemia. Sin embargo, los profesionales de las relaciones institucionales entienden que la socialización es fundamental para poder sostener relaciones de confianza con el sector publico concluyó.